miércoles, 16 de octubre de 2013

¿Sabías que…? Correo aéreo catapultado


Hoy quiero hablaros de otro sistema para repartir la correspondencia. En varios artículos de este blog hemos hablado de distintas maneras de repartir la correspondencia, que actualmente pueden resultarnos peculiares, como el correo en lata, el correo por perros, por palomas, etc.

Otro sistema empleado para agilizar la entrega de la correspondencia fue el correo aéreo catapultado o por catapulta.

Pero antes de hablar de ello voy a explicar brevemente lo que en aviación se considera una catapulta, es un dispositivo que se ponía en los barcos para facilitar el despegue de los aviones.

Es una pista que se ponía en la cubierta del vuelo y debajo se encuentra un gran pistón que se unía a través de la pista de la pata del morro del avión.
Un avión enganchado a la catapulta de un portaaviones. Fuente wikipedia
 

El correo por catapulta se inicio a finales de 1920 para agilizar la entrega del correo, ya que permitía transportar las cartas en barco y cuando estaba llegando al puerto o algún punto donde quisiera entregarse la correspondencia, aunque el barco no tuviera escala, salía el avión para que las cartas llegara más rápido que en el barco. Este sistema se empleaba cuando los aviones técnicamente eran incapaces de realizar grandes distancias y en los viajes transatlánticos

La primera vez que se empleo este sistema para transportar correspondencia fue en agosto de 1928, por Francia. El barco Ile de France, procedente de Estados Unidos, antes de llegar a la costa francesa, catapulto un avión cuyo piloto fue Demougeot, para transportar el correo preparado para la ocasión y con una sobretasa de 10 francos.
SS lle de France. Fuente wikipedia
 

Jules Cohen, el agente postal francés encargado de esta operación, contando con la autorización del cónsul de Francia, en Nueva York mando sobrecargar unos sellos para costear esta sobretasa. Para tal fin sobrecargaron los sellos de 90 cts. con la efigie de Berthelot (2.700 ejemplares) y el de 1,50 Frs. con la imagen de Pasteur (900 ejemplares).
Fuente filaposta
 

Francia fue la pionera en el uso de este sistema de transporte de correspondencia, pero su uso se extendió entre otros países, como Alemania, donde se contó con un sistema bastante organizado.

Los buques alemanes contaban con un pequeño avión instalado en el barco que viajaba hacia América, y se le cargaba con la correspondencia, y un día antes de que el barco llegara al puerto, se lanzaba el avión para agilizar la entrega de la correspondencia

Cuando el avión llegaba al barco aterrizaba junto a él y era izado por una grúa.

Así los correos transatlánticos transportados por vía marítima podían ofrecer un sistema adicional para transportar el correo urgente. La sobretasa que había que pagar era 3 veces más que una tarifa ordinaria.

Este sistema quedo obsoleto cuando los avances técnicos permitieron que los aviones pudieran cubrir grandes distancias y transportar envíos de correspondencia en volúmenes significativos y más económicos.

 

Entradas populares

En Red

(c) 2012 Blog El Salón de Cris
Una plantilla de Oloblogger con la tecnología de Blogger