martes, 22 de abril de 2014

¿Sabías que…? Fiesta de los Huevos Pintos


votar
Hoy para esta sección del Blog El Salón de Cris, quiero hablarte de la fiesta de los Huevos Pintos, Fiesta declarada de Interés Turístico Nacional desde el año 1968.
El día de los Huevos Pintos se celebra el martes posterior al domingo de pascua, que en este año 2014, será el 22 de abril, y que se celebran en las localidades asturianas de Pola de Siero y Sama de Langreo.
En abril de 2004, la Oficina de Patentes y Marcas del Ministerio de Ciencia y Tecnología, concedía a Pola de Siero, la explotación en exclusiva de esta fiesta, teniendo validez desde mayo de 2004, con ello Pola de Siero tiene registrada sus 3 grandes fiestas: Les Comadres, El Carmín y Los Huevos Pintos.
La fiesta consiste en la exposición y venta y regalos de huevos pintados artesanalmente con dibujos o escenas tradicionales, o símbolos o frases.
El huevo simboliza la vida, la eclosión vital. Esta costumbre de pintar y decorar los huevos esta muy extendida en países como Rusia, Alemania, Inglaterra, Grecia, China, en la inmensa mayoría de los países del Este de Europa, y en distintas localidades españolas como la localidad sevillana de Cañada del Rosal, donde existe la tradición de los Huevos Teñidos, consistente en pintar los huevos cocidos en la Pascua de Resurrección. Además en Cataluña y Valencia los huevos se pintan pero de manera homogénea.
Como he mencionado anteriormente el día de los Huevos Pintos coincide con el martes posterior al Domingo de Pascua de Resurrección  aunque se desconoce la procedencia exacta de esta fiesta. Hay gente que considera que procede de Oriente pero también se considera un origen vinculado a la religión.
También se le vincula con la llegada en el siglo XIX al concejo de Siero de gente procedente de Europa, que venía a trabajar a las minas, que traían sus propias tradiciones, que fueron arraigando en el Concejo de Siero. Además es curioso que esta fiesta solo se celebre en los municipios de Siero y Langreo, donde se produjeron los primeros asentamientos de mineros extranjeros.
En el siglo XIX los huevos se cocían con sarro (el hollín de las cocinas asturianas, en las que se quemaba leña de roble) y castañas, lo que producía un color oscuro (prieto), por lo que se denominaban huevos prietos.
Cuando se inventaron las anilinas, se emplearon para teñir el huevo, que al ser muy fluida, porque la anilina se disolvía en agua, se secaba muy rápido. Después ayudándose de palillos  mojados en ácido nítrico se pintaba los dibujos, nombres, etc.
En la actualidad se pintan con plumillas, acuarelas y oleos, dependiendo de la destreza del artesano. La decoración es muy compleja por la textura de la cáscara, por lo que la decoración tiene que realizarse en caliente.
En la actualidad la gente que vive en estas localidades suele vestir el traje regional para acudir a los distintos actos que se realizan durante esta fiesta: bendición de los huevos pintos en bable, desfiles de carrozas y grupos folclóricos, etc.


Entradas populares

En Red

(c) 2012 Blog El Salón de Cris
Una plantilla de Oloblogger con la tecnología de Blogger